. LIBRO, ARCHIVOS Y BIBLIOTECAS / PATRIMONIO DOCUMENTAL
04 / FEBRERO / 2009
 

Morfema Teatro estrena la obra Él, basada en una novela de Mercedes Pinto

  • La representación  tendrá lugar el viernes 6 y el sábado 7 en el Teatro Guimerá de Santa Cruz de Tenerife
  • La obra aborda el problema de la violencia de género


La compañía canaria Morfema Teatro estrenará esta semana en el Teatro Guimerá, en Santa Cruz de Tenerife, la obra “Él”, basada en el libro homónimo de la escritora, dramaturga, oradora y periodista tinerfeña Mercedes Pinto (Tenerife, 1883 – México D.F. 1976). La adaptación de esta novela, en la que se aborda el problema de la violencia de género, ha sido realizada por Roberto García de Mesa.

“Él” se representará los días 6 y 7 de febrero, a las 20.30 horas. Las funciones han sido programadas por el Organismo Autónomo de Cultura (O.A.C.) del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, con la colaboración del Gobierno de Canarias, Cepsa y CajaCanarias. La nueva obra de Morfema ha sido producida con el apoyo económico de la Viceconsejería de Cultura del Gobierno de Canarias, al ser una de las dieciocho compañías canarias seleccionadas en la convocatoria de patrocinio del pasado año.

El estreno ha sido presentado hoy en el transcurso de una rueda de prensa que contó con la asistencia de la concejala y presidenta del OAC, Ángela Mena, la directora general del Libro, Archivos y Bibliotecas, Blanca Quintero; el productor y actor de Morfema,  Ricardo del Castillo; y la actriz Idaira Santana.

Cabe recordar que el Gobierno de Canarias ha acordado dedicar el Día de las Letras Canarias del año 2009 a la escritora tinerfeña Mercedes Pinto, reconociendo así su trabajo literario, su actividad periodística y sus esfuerzos por defender los derechos de las mujeres y cambiar la sociedad de su época promoviendo la enseñanza y la cultura como las claves del progreso.

En la novela “Él”  aparece un perfecto retrato de la enfermedad del primer esposo de Mercedes Pinto, un estudio científico sobre la paranoia, como lo afirman los psiquiatras que escriben las hojas preliminares y el epílogo. También se incluyen textos que recogen criterios de dos abogados.

A través de sus páginas, la protagonista denuncia trágicamente las humillaciones a las que la somete su marido paranoico y la incomprensión general a la que la condena su condición femenina. La obra de Mercedes Pinto quiso ser una voz que se alzaba en defensa de las mujeres de su época.

La novela fue adaptada por Luis Buñuel en 1952 y reeditada por el Gobierno de Canarias en 1989, sin embargo no ha tenido una gran repercusión en el ámbito de la intelectualidad del archipiélago.

LA NOVELA “ÉL”

El hecho de que las primeras páginas y el epílogo de la novela incluyan opiniones tan especializadas (afirmaciones de psiquiatras y criterios de abogados) se debió -en palabras de la propia autora- a las posibles consecuencias que podían suscitar el caso que exponía.

La escritora declaró que había escrito su novela con la intención de ayudar a aquellas mujeres que pensaban en casarse por el solo hecho de vestirse de blanco sin conocer a fondo al individuo que iba a ser su compañero.

“Él” obtuvo los elogios de personalidades como Gregorio Marañón, Concha Espina y Juana de Ibarbourou, además de la buena acogida que le ofreció la prensa latinoamericana a ese singular testimonio de la vida conyugal llevado a la literatura. En el mismo año de la aparición de esta novela, en 1926, muere en Canarias Juan de Foronda, su protagonista en la vida real.

MERCEDES PINTO

Mercedes Pinto nació en Santa Cruz de Tenerife en 1883. Fue más conocida en España por su primer libro de versos (“Brisas del Teide”), sus actividades políticas, sus ideas feministas y por una polémica conferencia pronunciada en la Universidad Central de Madrid (“El divorcio como medida higiénica”), porque el resto de su obra literaria (novelas, poesía, teatro y una amplia producción periodística) se irá desarrollando en los distintos países de Hispanoamérica donde residió hasta su muerte en 1976. Ya a la edad de 14 años la llamaban la «poetisa canaria», pues en esa época obtuvo galardones en diferentes concursos de ámbito regional. En el decenio 1920 llegó a Madrid e hizo amistad, entre otros, con Ortega y Gasset y Carmen de Burgos.

Empezó a colaborar en prestigiosos diarios y revistas españolas como “Prensa Gráfica”, “La Acción”, o “Lecturas”.

Exiliada de la dictadura de Primo de Rivera, residió en Uruguay, donde dispuso de cargos especiales en el Gobierno y fue la primera mujer oradora del gabinete. Fundó la famosa «Casa del Estudiante» para la promoción de la cultura de las clases populares, donde tuvo como invitados a personalidades de la talla de Rabindranath Tagore, Luigi Pirandello o Alfonsina Storni.

En esta época escribió su novela más conocida, “Él”, que fue llevada al cine por Luis Buñuel en 1952, y otras obras como “Cantos de muchos puertos” o “Un señor cualquiera”.

Trabajó en revistas como “Mundo uruguayo” y en el periódico “El Día”. Creó su propia compañía de teatro y recorrió otros países americanos como Argentina, Chile, Paraguay y Bolivia. En todos ellos, Mercedes desarrolló una intensa actividad como oradora y dramaturga, manifestándose como una gran defensora de los derechos de las mujeres, la clase obrera y la modernización de la educación. Durante su estancia en Chile, Pablo Neruda le dedicaría los versos que hoy son el epitafio de su tumba en el Panteón Jardín de México. En este país publicó también su segunda novela: “Ella”. Murió en México D.F., en octubre de 1976, a la edad de 93 años. Hasta el momento de su muerte mantuvo una intensa actividad periodística, publicando sus últimas colaboraciones en el suplemento “Los Jueves de Excelsior”.

UNA VIDA DE COMPROMISO

La vida de Mercedes Pinto fue sin duda extraordinaria y sorprendente; su obra literaria y su compromiso humanístico no fueron menos densos y abundantes. Sin embargo, el exilio de la escritora en Hispanoamérica, junto a la dispersión de sus múltiples actividades, han propiciado hasta ahora el desconocimiento y la ignorancia de esta mujer atípica y rebelde, profundamente comprometida con sus dos grandes pilares ideológicos: la educación y el feminismo.

Además de narradora, poeta, autora de obras de teatro y exitosos programas radiofónicos, directora de su propia compañía artística, conferenciante y periodista, su magnetismo caló muy hondo en los países que acogieron su destino (Uruguay, Chile, Cuba y México), era aclamada por los obreros y estudiantes de Sudamérica, los presidentes y políticos más importantes la requerían como oradora y apoyaban sus experiencias pedagógicas, las mujeres de todo el continente veían en ella a una líder feminista, y hombres de toda ideología llenaron los auditorios para escuchar sus modernas conferencias.

COMPAÑÍA DE TEATRO MORFEMA

La compañía de teatro “Morfema” fue fundada en 2003 por Ricardo del Castillo, actor y autor tinerfeño con más de veinte años de experiencia profesional. Realizó espectáculos para todos los públicos, teniendo especialmente en cuenta a los jóvenes. Hasta el momento, “Morfema” ha estrenado los espectáculos “Lazarillo de Tormes”, adaptación para un actor de la novela homónima; “Cervantes, la biografía farsa”, comedia para dos actores; “Lope por dos”, refundición de textos de Lope de Vega para una actriz y un actor; “Obras completas de W. –Shakespeare”, parodia sobre los textos más conocidos del autor inglés y “Otelo”, una recreación del argumento de la famosa tragedia.

“Cervantes, la biografía farsa” fue nominada para los Premios Max 2006

en la categoría de “Mejor espectáculo revelación”.

PROYECTO ARTÍSTICO DE “ÉL”

La trayectoria de “Morfema” ha estado marcada por el afán de acercar a todos los públicos y, en particular, a los jóvenes, textos de la literatura universal. El motivo que ha impulsado a ello es colaborar en la medida de lo posible en su formación académica y también en el desarrollo de su sensibilidad.

Como productores al mismo tiempo que artistas o creadores en sus puestas en escena han planteado temas de urgente necesidad social: oyendo las noticias, leyendo periódicos.

Sin indagar demasiado en cuáles son los temas más candentes, ¿cuál aparece en primer lugar? La respuesta: La violencia de género.

De esta manera “Morfema” trata de sensibilizar tanto a los jóvenes como al público en general sobre este grave problema que afecta principalmente a la mujer, pero que no deja de ser una lacra que nos afecta a todos y debería comprometer a todos en el empeño de erradicarla definitivamente.

Puestos a la búsqueda de textos que tuvieran que ver con este tema la compañía teatral reconoce que se encontraron con una sorpresa: la novela “Él,” de Mercedes Pinto.

Digamos mejor “sorpresas”, pues lo han sido la novela y la propia autora, una tinerfeña, con una obra amplísima y una biografía de lo más apasionante.

Sorpresa la figura de Mercedes Pinto, a la que “Morfema” no pretende descubrir. Poco a poco parece que se va ampliando la curiosidad y los trabajos sobre su vida y obra empiezan tímidamente a proliferar, gracias fundamentalmente al esfuerzo grandísimo llevado a cabo por la filóloga grancanaria Alicia Llarena.

FICHA ARTÍSTICA DEL ESPECTÁCULO “ÉL”

REPARTO
 
Sara Nanpéh

Idaira Santana

Ricardo del Castillo

Autor: Roberto García de Mesa

Director: Enzo Scala

Ayudante de dirección: Iratxe Alberto Mendoza

Espacio escénico: Enzo Scala

Escenografía: Clemente García Noda

Música: Juan Mª Vidal y Polo Ortí

Espacio sonoro: Enzo Scala, Julio Tejera, (Técnico de la escuela)

Vestuario: Ignacio Dorta

Maquillaje: Caritina Aswani Negrín

Atrezzo: Carlos Rivero, Clemente Noda

Diseño gráfico y edición digital: Zoostudio

Fotografía: Frank Hernández

Producción: Morfema Teatro

Dirección de producción: Clemente Noda

Administración: Gregorio Ramos
GOBIERNO DE CANARIAS - PA?LGINA PRINCIPAL CONSEJERIA DE EDUCACION CULTURA Y DEPORTES - PA?LGINA PRINCIPAL